Veneto, Italia

Una semana por el Véneto

4.1.18

A principios del mes de noviembre pusimos rumbo a Bolonia para recorrer durante una semana algunas ciudades de la zona del Véneto. 

Para llegar a todas las ciudades nos movimos en tren, que es lo más práctico. Estuvimos valorando la opción de movernos en coche, pero en las ciudades que estuvimos existen restricciones de aparcamiento y nos pareció mucho más complicado. El tren en Italia es cómodo, fiable y muy recomendable.

Pro tip: Cuando hacemos este tipo de viajes únicamente llevamos una maleta grande y nuestras respectivas mochilas porque si no se hace muy pesado ir cargando con mil bultos.

Nuestra ruta fue circular, pero también se puede comenzar en una ciudad y regresar por otra. Sin más dilación, nuestra semana por Italia.


Primera parada: Verona
Tras aterrizar en Bolonia cogimos un autobús al centro y después de picar algo, un tren a Verona.  No nos quedamos más porque íbamos cargados y porque ya conocíamos la ciudad.
Aproximadamente unas dos horas después, llegamos a nuestro hotel, una antigua casa palacio. La habitación era muy pintoresca con su papel pintado de pájaros y con una terraza a la calle principal.

A pesar de la lluvia, visitamos el Castelvecchio, la torre de Lamberti, la piazza delle Erbe, el Arena, la Catedral e incluso la casa de Julieta (que a mi juicio es lo que menos merece la pena).

Nos tomamos un café con un cruasán de chocolate delicioso en el café Borsari, una pasta y una lasaña brutal en Parma a Tavola y unas pizzas muy ricas en Da Mario.

Me quedé con ganas de tomar algo en las terrazas con vistas a la Arena y disfrutar más de la ciudad. En primavera tiene que ser preciosa y me la apunto como uno de los lugares a los que tenemos que volver.

Verona Verona Verona Verona Verona Verona Verona  
Padua, segunda parada
Después de estudiarme la Lonely Planet, añadimos Padua en nuestra lista de destinos. Me gustó muchísimo ver la Basílica de San Antonio de Padua y el Prato de la Valle, aunque la ciudad no me resultó tan interesante como Verona. No digo que sea una ciudad fea, al contrario es bastante pintoresca, solo que no me impactó tanto.

Padua Padua Padua Padua

Tercer destino, Venecia.
Otro tren y nuevo destino. Venecia es el lugar más mágico y especial que he conocido nunca. El tiempo mejoró bastante y pudimos ver la ciudad con sol a pesar del frío. Por el efecto de las mareas pudimos ver la plaza de San Marcos inundada, que fue algo especial y extraño al mismo tiempo. Te hace darte cuenta de que realmente Venecia se hunde.
También visitamos la basílica de San Marcos, el Palacio Ducal, montamos en el vaporetto por el Gran Canal, recorrimos las callejuelas e hicimos mil fotos y aprovechamos para visitar Burano y Murano. Venecia me cautivó totalmente y espero poder volver pronto.

Venecia Venecia Venecia Venecia Venecia Venecia - Burano Venecia - Burano

Última parada, Ferrara.
Dejamos nuestro hotelito en Venecia y cogimos el tren para ir a nuestra última parada: Ferrara. Se trata de una ciudad muy bonita, aunque después de un peso pesado como Venecia, cualquier cosa se queda en poco. Eso sí, recuerdo con fervor la pasta de calabaza con ragú que comimos en la Trattoria Il Mandolino.

Ferrara ferrara ferrara

Fue un viaje precioso, a pesar del mal tiempo que nos acompañó casi todo el rato. Como siempre, Italia nunca decepciona. Ya sueño con regresar a Verona y Venecia. Pero sobre todo, con volver a comer la auténtica pasta italiana.


P.D. Un enero por Italia 

4 comentarios:

  1. Muy bonito todo. Yo prácticamente no conozco Italia pero tampoco me llamaba mucho porque siempre que veía fotos estaba todo hasta la bandera de gente, y pa eso ya tengo China, jaja. Parece que la clave es ir en invierno...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias :)
      Italia en general es bastante turístico y suele haber gente, supongo que en verano tiene que estar súper masificado, pero no llega al nivel de China :P.
      Lo malo de ir en invierno es que los días son más cortos y hace regular, pero con respecto a la gente es casi la mejor opción.
      A la próxima os tenéis que animar a hacer una parada técnica por allí, seguro que a Charley le encanta :D

      Eliminar
  2. Qué ganas tengo de volver a Italia... Es un país tan precioso que enamora :)
    ¡Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente, es todo precioso y nunca, nunca, nunca decepciona.
      ¡Besos!

      Eliminar

newer older Página principal